Con tope para gasto salarial, Tesoro busca limitar nuevas contrataciones

0
10

Decreto que reglamenta la Ley de Responsabilidad Fiscal fija límite de incremento del 4%, más inflación (5%) para el Presupuesto 2015. Gasto salarial vino creciendo a un ritmo del 15,3% en últimos años.

El proyecto de Presupuesto 2015 ya se elaborará sobre la base de las reglas  macrofiscales establecidas en la Ley de Responsabilidad Fiscal, con un límite al déficit fiscal de la Administración Central del 1,5% del PIB, un límite al incremento del gasto corriente primario del 4% real  con relación al ejercicio fiscal anterior, así como las condiciones necesarias para incrementos salariales. Así lo establece el Decreto 1559/2014, por el cual se reglamenta la Ley de Responsabilidad Fiscal.

En el Decreto 1560/14, por el cual se establecen los lineamientos generales para el Presupuesto General de la Nación para el 2015, se señala que en ningún caso el aumento del gasto corriente primario podrá ser superior al 9% (4% superior, más inflación de 5% proyectada) en comparación al ejercicio fiscal 2014.

El gasto promedio del Estado en salarios vino creciendo a un ritmo de 15,3% en los últimos 6 años, principalmente por la creación de nuevos cargos en el Parlamento. De hecho, en la última década se crearon más de 100.000 cargos (más de la mitad durante el gobierno de Lugo), lo que hace que hoy 82 de cada 100 guaraníes que recauda el Estado sean para salarios.

Mientras en el 2003, el gasto público en servicios personales representaba G. 2,7 billones al año para el contribuyente (USD 600 millones), este año representará G. 12,4 billones (USD 2.755 millones); es decir, 4,5 veces más.

El objetivo principal de Hacienda es lograr cuanto antes revertir el déficit fiscal originado en el año 2012, luego de ocho años consecutivos de superávit fiscal, para no comprometer las cuentas públicas.


POLÍTICA SALARIAL

El fisco pretende aplicar también una política salarial escalafonada, eliminando las distorsiones. Así, pretende ir incorporando los beneficios adicionales que hoy tienen los funcionarios, como remuneraciones adicionales por horas extras, responsabilidad en el cargo, entre otros, al salario base de los estatales. Aunque esto tendrá un impacto en los servicios personales al comienzo, permitirá después ordenar las cuentas fiscales y unificar la asignación mensual de los trabajadores estatales.


AÑOS ELECTORALES

El decreto que reglamenta la Ley de Responsabilidad Fiscal también prevé poner límite a la ejecución discrecional de los gastos corrientes en años de elecciones, generales y municipales, que en este caso no deberá sobrepasar el 60% presupuestado para el ejercicio entre los meses de enero a julio, situación que deberá ser contemplada en la elaboración del Plan Financiero.

La intención es que los gobiernos salientes ya no ejecuten los recursos basados en campañas políticas, sino en las necesidades reales de la población y proyectos ya planificados con anterioridad en los presupuestos plurianuales.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí